Quiche de calabaza y zanahoria.

Los hojaldres, qué socorridos para acompañar las verduras, ¿verdad? Y qué prácticos para llevarnos la comida al trabajo, también. Aunque suelo intentar hacer este tipo de recetas sin huevos ni nata, porque el fotógrafo no soporta el huevo cuajado con verduras, esta vez he pasado de él y va completo. Os podéis imaginar quién se ha comido la quiche entera. Menos mal que estaba bien rica.

quiche calabaza y zanahoria

Necesitamos: una rodaja grande de calabaza, un par de zanahorias hermosas, una cebolla grande, dos huevos, medio bote de nata de almendra, sal, aceite, pimienta y canela + una lámina de hojaldre.

Y hacemos lo siguiente: en una sartén con un poco de aceite ponemos a cocinar la cebolla con la zanahoria, cuando empiecen a estar blandas añadimos la calabaza en dados, añadimos la sal y las especias y mantenemos  a fuego medio-bajo hasta que la calabaza se vaya deshaciendo.

Sacamos la verdura de la sartén y dejamos escurrir un buen rato sobre un colador. La devolvemos a la sartén y, sin fuego, añadimos los huevos batidos y la nata.

Preparamos la base de hojaldre sobre un molde, añadimos la mezcla y horneamos a 220º hasta que al meter un cuchillo, o la famosa aguja de hacer punto, la hoja salga seca (unos 45 minutos aprox.)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cesta de verduras, Verduras de invierno y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s